Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘recuerdos’

La primera vez que te escuché,lloré

Y fue esto. Y de eso hace ya casi tanto que parece que fue ayer.Lo recuerdo tan ,tan claro y nítido como si pudiera tocar el recuerdo con mis manos.
Entonces,en el instituto,era época en la que se estudiaba francés. Yo estaba en lo que antes era el B.U.P, y se estaban iniciando las clases de inglés en el instituto. Pero yo ya no llegué a ellas. Lamentablemente era mi último curso y ya no me “tocaba”
Pero recuerdo que se buscó a un profesor de inglés,joven, guapetón y muy”progre”.Término muy al uso en esos años de finales de los setenta.
Un dia, cuando ya nos ibamos a casa al finalizar las clases,oí música en un aula, y curiosa como sigo,apoyé la oreja en la puerta cerrada, para acto seguido,impulsivamente, la abri quedándome parada en el umbral y mirándole tocar la guitarra.
No habia nadie en la clase, pero con un gesto de su cara ,me invitó a pasar.
Entré, me senté en un pupitre y calladita le escuché cantar
Cuando acabó me preguntó quien era y le dije que yo no era alunma suya,pero que no me iba hasta que no lo supiera todo sobre la canción que oi.Se echó a reir pero sin decir ni una palabra,se levantó, abrió un cacharro que no se ni de donde sacó y puso un vinilo pequeño.
Y sonó The Partisan. Y me habló de Leonard Cohen.
A partir de ese dia,yo tuve un ídolo y un referente
Por eso ,hoy,mi recuerdo y mi agradecimiento a ese profesor que nunca tuve
Por eso hoy, mi desamparo

Amparo

Anuncios

Read Full Post »

NEGACION

Si sigues aferrado a mi cintura
tendré que soltarte con mis manos.
Si es necesario,
si así es.
te negaré.

Y negaré tu existencia.
Mis oidos  ensordecerán a tu voz,
y cegaré  mis ojos a tu imagen.

Si no sueltas mi cintura,
si es necesario,
si así es,
te negaré.

Seré fuego para mi piel
y quemaré tus huellas ,
y borraré tus surcos.
Y te negaré.

Si sueltas mi cintura ,
no habrán recuerdos de besos
ni lugares , ni tiempos vividos.

Te negaré.

Si sueltas mi cintura
insisto, seré libre.

Te habré negado ,
y no habrás sido.

Y negado, no existido,
podré dedicarme ,al fin,
a olvidar .
A olvidar que no hay olvido..

                                                                               A. 

Licencia Creative Commons

Read Full Post »

Maria..Recuerda

                   Suena :Greensleeves. Lorena Mckennitt

                                Suena: Greensleeves con  Lorena Mckennitt

“En un universo de ambigüedades, esta certeza viene una sola vez..y nunca más..no importa cuantas vidas le toque a uno vivir”

Es una frase.Solo una frase..
La pronuncia Robert, el protagonista de “Los puentes de Madison”.
Y se la dice a Francesca.

Ella solo había visto esa película dos veces. Solo dos veces en diez años.
La primera vez ,fue en la época en que se estrenó.
María recordaba haber llorado. Mucho. Incluso después de haber terminado de verla ,siguió llorando bastante rato,con el consiguiente jolgorio de la compañía.
No sabía, hace diez años, el porque caló tan hondo en ella,si quizás solo era una película americana más.
Otra película romántica como tantas otras,de las que lloras y lloras tan a gusto.
Pero no…María supo en ese instante , que era diferente. Por lo menos para ella.
Les dejó reir . Hasta ella misma lo hizo al mirar los desastrosos efectos producidos en su maquillaje.
En televisión la habían puesto en muchas ocasiones durante todo este tiempo, pero María siempre se negó a verla.
Hasta ese día…

Casi fue una trampa, a traición. Encendió la televisión, y maquinalmente fue cambiando de cadena. Publicidad, más publicidad en todas las cadenas.
De repente..allí estaba. Ya había comenzado. Miró la hora que indicaba el visor del video.
No llevaba mucho tiempo.
Realmente….no le hacía falta haber mirado la hora..Sabía perfectamente que tenía aún toda la película por delante. Y se quedó clavada en el sofá. Inmóvil y tensa. Muy tensa.
Quizás debería levantarse ahora mismo. Eso haría. Quizás apagarlo….Pero no podia porque a su marido le gustaba y no llevaba intención de cambiar de cadena .
Aún estaba a tiempo.
Se levantaría con cualquier excusa..
Pero no lo hizo.

Habian pasado diez años….y lloró. Y lloró…
Cuando terminó, se levantó con una lentitud desacostumbrada en ella, fue al baño y echó el cerrojo.
Se contempló en el espejo y observó como sus lágrimas caían mojando su cara.
Lo hacían asi, sin freno, sin ser explosivas. Lentas, rítmicas, bombeadas por un motor interno que les marcaba la pauta a seguir.
Siguió mirándose y ni siquiera intentó secarlas.
Debía dejarlas correr, salir. Todas.
Llevaban diez años escondidas ahí, aunque eso, María, no lo supo hasta ese momento.

No podía dejar de recordar esa frase. Una y otra vez. Desde que la escuchó por primera vez, fue como si alguien le hubiese robado sus propias palabras. Y nunca, durante todo ese tiempo, sin comprender el motivo, las olvidó ni una sola vez

La escena del coche.
La lluvia. Feroz, fuerte, implacable.
Un coche delante del suyo se para en un semáforo en rojo.
Un hombre cuelga una cadena del espejo retrovisor ..
Francesca , sentada al lado de su marido, llora,sufre..y pone su mano sobre la manivela de la puerta.

Fuera está la lluvia y un semáforo rojo y un coche con Robert dentro.

El semáforo cambia a verde. Los nudillos de la mano de ella, están agarrotados…blancos de la presión.
La lluvia.Sus lágrimas. El claxón ..
Y Robert se va.

Cuando María salió del baño, lo hizo perfecta. Maquillada como para ir a una fiesta..Ni un solo rastro de haber llorado.

María se miró la mano y vió , marcada, la huella de una manivela de puerta de coche…

“En un universo de ambigüedades, esta certeza viene una sola vez..y nunca más..no importa cuantas vidas le toque a uno vivir”

                                                                                                       AMPARO                                                                                                                                                                                        Am

Esta obra está bajo una
licencia de Creative Commons.

Read Full Post »